En el hospital Rosario Pumarejo de López es atendido un niño de 5 meses de nacido, quien sufrió quemaduras de tercer grado, propiciadas por parte de su mismo padre.

El hecho se presentó en el barrio Nueve de Marzo de Valledupar, donde el sujeto, quien es consumidor de alucinógenos, tomó un cigarrillo que fumaba para causarle varias quemaduras al menor, siendo las más graves las que presenta en el rostro y en las manos.

La madre del niño dijo que sostuvo una discusión con su compañero permanente la noche anterior, y que le pidió que se fuera de su casa. Aprovechando que ella salió temprano a acompañar a su hermana al médico,el sujeto cometió el hecho.

La joven mujer de 23 años de edad, es madre de cinco hijos de otras relaciones, y el ultimo que es el niño quemado, fue registrado por el sujeto de 28 años de edad.

Ambos padres del niño, son de origen venezolano.

Cargar artículos relacionados
Cargar mas en Perfil Judicial

Puedes leer.

Con una piedra, un soldado asesinó a un presunto atracador

En hechos que son materia de investigación para las autoridades, un soldado mató a un jove…