Aunque la construcción de parques es uno de los principales logros del gobierno municipal de Valledupar, y aunque tener un parque es una bendición para cualquier comunidad, en el barrio Casimiro Maestre el parque recién remodelado, se ha convertido en un dolor de cabeza.

El primer inconveniente fue en plena construcción. Cuando la obra se adelantaba, se presentaron serios roces entre miembros de la junta de acción comunal, porque uno de sus miembros denunció el acaparamiento de otro de ellos, quien terminó designando a dedo quien era contratado y quien no para la construcción del parque.

Luego en día de la inauguración con la presencia del Presidente Iván Duque, algunos invitados no pudieron ingresar al parque debido a que se colocó un filtro en la entrada para evitar el ingreso de algunas personas.

Ahora el problema surge con un árbol que de acuerdo con Tica Márquez, vice presidenta de la junta de acción comunal, iba a ser erradicado durante la construcción del parque, ya que su raíz viene causando taponamientos en las tuberías de las casas aledañas.

Sin embargo, Márquez ahora denuncia que dicha erradicación no se hizo, lo que tiene padeciendo a los vecinos del sector, quienes observan como la raíz del árbol les destruye las cañerías.

A esta situación se le suma ahora, el ruido que constantemente se presenta en el parque debido a que desde horas de la madrugada, hasta altas horas de la noche, están abiertas las canchas deportivas. Según Tica Márquez, pese a que la Policía dice que estas canchas no pueden funcionar sino hasta las 10 de la noche, los deportistas prácticamente amanecen allí, perturbando el sueño de los vecinos, quienes además de soportar el ruido, lamentablemente deben también aguantarse que los balones caigan en sus techos y en sus terrazas.

 

Cargar artículos relacionados
Cargar mas en Perfil Comunidad

Puedes leer.

Así avanza construcción de la plaza de Los Corazones

Empoderados, así se mostraron los habitantes de Los Corazones, durante la realización de u…