Como un baldado de agua fría cayó sobre las víctimas de la banda delincuencial “Los Leopardos”, la decisión del juez de control de garantías de dejar en libertad a varios de sus miembros de la banda denominada Los Leopardos, , quienes son señalados de abigeato, hurto calificado y desaparición. Esta banda, que había sido mostrada por parte de las autoridades como el gran golpe contra el abigeato,  desde hace varios meses venía cometiendo robos a diferentes ganaderos del Cesar y la zona corregimental de Valledupar.

Uno de los afectados, el ganadero Atilio Araujo Murgas, manifestó que respeta pero no comparte la decisión del juez, debido a que existía suficiente material probatorio para enviar a prisión a todos los integrantes de esta banda. “Eso fue un criterio que tomó el juez de control de garantías, según su parecer después de la evaluación de los elementos”, señaló el ganadero, quien dijo, además, que, como víctima y representante de víctimas, apeló esta decisión en busca que un juez de segunda instancia reconsidere esa medida.

Atilio Araujo Murgas, añadió que luego de la detención de la banda “Los Leopardos”, se redujo en su totalidad el robo de ganado, sin embargo mencionó que recibió una llamada de Pedro Rodríguez, uno de los grandes ganaderos del sector, quien le informó que hace tres días le pelaron una res en su finca.

Comentó además, que en San Diego no cuentan con una red de cooperantes, sino que los mismos ganaderos tienen conformado un grupo por medio del cual comparten información para alertar a las autoridades sobre cualquier sospecha de robo o cuando se evidencia el hurto de ganado.

Finalmente, Atilio Araujo Murgas, acotó que ha sido víctima del robo de ganado en varias oportunidades, robos que de acuerdo con sus datos suman 60 reses.

Cargar artículos relacionados
Cargar mas en Perfil Judicial

Puedes leer.

Con arma de fuego, hombre mata a una niña en brazos de su madre

En medio de una acalorada discusión con su pareja, un hombre  un hombre dio muerte&nb…