Pese a que los siniestros viales en el departamento del Cesar están por debajo de la media nacional, la letalidad de los mismos es muy alta. Esta situación resulta preocupante, porque los accidentes son producto del no acatamiento de las normas de tránsito y al exceso de velocidad.

En una consultoría contratada por el Instituto de Tránsito del Cesar, se concluyó que en los dos últimos años ha habido una reducción del 20% en el numero de muertos en accidentes, y el mejor ejemplo es este 2020 en donde durante el primer semestre han fallecido  alrededor de 101 personas, mientras que en el  mismo periodo del año pasado ya habían muerto 120 personas en siniestros viales.

Carlos Alberto Vega, director del Instituto de Transito, dijo que sin embargo las cifras que tienen una tendencia a la baja, no deja de ser preocupante, porque entre otras cosas  no se justifica que en plena pandemia cuando el tránsito de vehículos se ha visto reducido sustancialmente, solo hayamos bajado el índice de muertos en un 20%, porque es probable que cuando termine la pandemia, crezca el numero de accidentes y por ende  más personas pierdan la vida.  

CARLOS VEGA

De acuerdo con el informe del Instituto de Tránsito del Cesar, siguen siendo las motocicletas los vehículos que más resultan involucrados en accidentes de tránsito en el departamento,  aportando por ende mayor número de muertos, a lo que se suma que el 60% de motociclistas conducen sin tener la revisión técnico mecánica, el 46% lo hacen sin portar la licencia de conducir y el 80% de motociclistas no usan el casco o lo hacen de manera no correcta.

CARLOS VEGA

Pero ahora resulta que hay un nuevo fenómeno en esto del uso incorrecto de los elementos de protección; y es la tendencia de usar el tapa bocas para evitar el contagio del Covid-19, pero olvidando el uso del casco que es igual o tal vez más importante a la hora de manejar motocicleta.

Domiciliarios sin freno

Y aunque la mayoría de los accidentes de tránsito se presentan en el casco urbano de Valledupar, la mayor letalidad se registra en las zonas rurales, especialmente  en carreteras, debido a que es por donde las motocicletas y carros, circulan con mayor velocidad.

En las zonas urbanas muchos accidentes los vienen aportando personas que trabajan con las empresas de mensajería, cuya actividad se ha disparado en medio de la pandemia. Carlos Vega director del Instituto de Tránsito señaló, que se requiere trabajar urgentemente en campañas de educación hacia este sector de los motociclistas.

CARLOS VEGA
Cargar artículos relacionados
Cargar mas en Perfil Departamental

Puedes leer.

Lo que espera el Gobernador Wilson Solano del nuevo operador de energía

Luego de que el Presidente de la República, Iván Duque oficializara en la ciudad de Cartag…