No es que sea la sorpresa del siglo que WhatsApp haga con sus usuarios lo mismo que hace Facebook con los suyos, teniendo en cuenta que ambas empresas son propiedad del mismo dueño, la confirmación oficial de que el agua moja puso en marcha una acelerada descarga mundial de otras aplicaciones de mensajerías, que brindan una baraja de opciones bastante interesantes, además, ponen a pensar a los usuarios de la gigante de la Internet, sobre cada aplicación que aparece en escena, en concreto, hoy, nos concentraremos en estas tres aplicaciones que sobresalen en el mundo tecnológico, las alternativas son mejores, peores, son más o menos seguras, garantizan privacidad de sus usuarios, preguntas que les ayudaré a despejar en este columna.

En el mundo de las comunicaciones móvil, 2021 comenzó con una noticia que no ha dejado indiferente a nadie: la actualización de los términos y condiciones de uso de WhatsApp. Esta medida, cuya fecha de entraba en vigor, fijada por Facebook para el día 8 de febrero, pero que finalmente ha retrasado al 15 de mayo de 2021, ha generado una gran polémica en redes sociales dado el impacto que esta supone en la privacidad de los usuarios esta aplicación.

Dada la situación actual, en esta columna veremos las principales diferencias en cuanto a seguridad y privacidad que existen entre la aplicación WhatsApp, Telegram y Signal.

WhatsApp cuenta con más de 2.000 millones de usuarios en todo el mundo. Utiliza el cifrado de extremo a extremo en todos sus chats, tanto individuales como grupales. Este sistema criptográfico protege los mensajes para que sólo el emisor y el receptor puedan leerlos y nadie más, ni siquiera la propia aplicación. Los algoritmos criptográficos utilizados son Curve25519/AES-256/HMAC-SHA256.

Cabe destacar la gran cantidad de datos asociados a tu cuenta que solicita: número de teléfono, ID de usuario, contactos, correo electrónico, ID de dispositivo, ubicación aproximada, datos de publicidad, historial de compras e información de pagos, interacción del producto, informes de fallos y rendimiento y atención al cliente. Los metadatos que recopila son direcciones IP, contactos, operadores de red, fechas de uso, ubicación, modelo del teléfono e ID del dispositivo.

WhatsApp tiene algunas opciones de privacidad como ocultar tu nombre de usuario, hora de conexión, foto de perfil, información y estado y tiene opción de verificación en dos pasos y de desbloqueo por huella dactilar.

Ahora veamos que ofrece Telegram, Telegram fue creada por el empresario ruso Pável Dúrov en el año 2013, es la principal competencia de WhatsApp por la similitud de sus funcionalidades y actualmente cuenta con más de 500 millones de usuarios en todo el mundo. Esta aplicación también utiliza el cifrado de extremo a extremo para sus comunicaciones, pero no en todos sus chats, sólo en los chats secretos, esto es definido por el usuario. En los chats estándar se utiliza un cifrado servidor-cliente, aunque es muy robusto. En los chats secretos de Telegram, se añade la capa de cifrado extremo a extremo.

Los algoritmos de cifrado son RSA 2048/AES 256/SHA-256 (ya dejó de usar el SHA-1 por su inseguridad). Telegram es una App de código abierto u Open Source y cualquiera puede revisar su código fuente, protocolo y API.

La aplicación solicita un número considerablemente más reducido de datos asociados a tu cuenta que WhatsApp: número de teléfono, ID de usuario, contactos del teléfono y el nombre de tu cuenta. En cuanto a los metadatos, recopila direcciones IP, contactos y dispositivos.

Telegram contiene la verificación en dos pasos (2FA), desbloqueo por huella dactilar, teclado incógnito y en los chats secretos, se incluyen otras funciones adicionales como el bloqueo de capturas de pantalla o la posibilidad de autodestruir tus mensajes después de ser enviados. Además, en caso de abandono de la cuenta, esta se autodestruye, eliminando automáticamente toda la información contenida en los servidores de Telegram. La app permite establecer un nombre de usuario vacío para no revelar tu identidad. De la misma manera, el número de teléfono no es visible salvo que tú lo permitas.

Telegram cuenta con bots, una funcionalidad que permite automatizar multitud de tareas dentro de la aplicación, por ejemplo, filtrado el Spam, detección de phishing, controlar de forma dinámica grupos, crear encuestas, crear canales públicos y otras sub-aplicaciones que ayudan hacer más practica la funcionalidad del uso de la aplicación.

Por último veamos que ofrece Signal, Signal fue creado en el año 2014 por Matthew Rosenfeld, conocido también por su seudónimo Moxie Marlinspikeha, un ex asesor de seguridad de Twitter, de hecho, Signal es recomendada desde hace mucho tiempo por Edward Snowden, él ex miembro de la CIA, que revelo todo el escándalo de espionaje de la NSA.

Signal ha pasado de tener 10 millones a 50 millones de descargas en pocos días. Se trata de un número mucho más modesto que las dos aplicaciones anteriores y sus funcionalidades son más limitadas (aunque recientemente ha replicado varias de WhatsApp), pero la relevancia de la privacidad en la opinión pública le está haciendo ganar popularidad entre los usuarios.

El cifrado de extremo a extremo que utiliza en todas las comunicaciones, es el mismo que el de WhatsApp (o más bien al contrario, ya que el de WhatsApp utiliza el protocolo Signal desarrollado por Open Whisper Systems), con los mismos algoritmos de cifrado: Curve25519/AES-256/HMAC-SHA256. Signal también es Open Source para que la comunidad de desarrolladores pueda contribuir a mejorar su código.

Signal también incluye la verificación en dos pasos. Tu nombre de usuario e imagen de perfil son visibles para tus contactos, no es algo configurable. Otras características clave son la posibilidad de activar el remitente confidencial para enviar mensajes sin compartir tu perfil, los mensajes temporales y bloqueo de capturas de pantalla (como en Telegram) o redirigir las llamadas a través de los servidores de Signal para mantener oculta tu IP.

El único dato que solicita esta App es tu número de teléfono. Así es, un número de teléfono es suficiente para crear una cuenta en Signal. Asimismo, el único metadato que guarda es la fecha de la última conexión.

Como podrás ver, existen alternativas con un menor impacto en la privacidad y seguridad de los usuarios. Las diferencias entre las funcionalidades de las Apps son varias y ofrecen escenarios más seguros, todo esto, lleva implícita una decisión que solamente los usuarios pueden tomar.  

¿Con cuál App te quedas?

Por. Yeferson Chassaigne Daza

Experto en Ciberseguridad

@YefersonCH1 

Cargar artículos relacionados
Cargar mas en Opinión

Puedes leer.

Abandonando el barco

A Duque lo dejó solo su partido pocas semanas después de haberse posesionado como Presiden…